El Time Machine de Windows

  • -

El Time Machine de Windows

Historial de Archivos (File History) es la función de Windows 8 sucesora del “versiones anteriores” que ya existía en Windows 7. Para quienes aunque sea de oídas conocen el OS X de Mac, entendrán pronto que finalmente Windows cuenta con una herramienta útil y cómoda tanto como lo es el Time Machine: un sistema que permite ir manteniendo copias de nuestros archivos a medida que los vamos modificando, conservando incluso las diferentes versiones, las distintas ediciones de cada documento.

Para utilizarla es necesario contar con al menos dos discos rígidos internos o al menos un disco externo (USB, disco de red o una carpeta compartida a traves de la red en otra computadora). Esto porque hacer una copia de seguridad en la misma unidad física en la que se encuentran los archivos originales es poco menos que una estupidez. Si el disco falla, perderías original y copia.

No resulta una herramienta muy conocida ni siquiera para quienes hace tiempo ya están usando Windows 8 u 8.1 porque no hay accesos directos en Inicio ni aparece en la lista de aplicaciones. Figura como una función dentro del Panel de Control.

HistorialDeArchivos

La opción predeterminada es que el Historial de Archivos esté desactivado, es decir que no realiza copia alguna hasta que el usuario lo active y configure.

Ingresando entonces desde Panel de Control a Historial de Archivos el sistema buscará primero las unidades disponibles para alojar las copias. Como dije antes, debe ser un disco interno distinto al principal que contenga los archivos, una unidad de red o un disco USB. Luego de la búsqueda, Windows ofrecerá aquel disco que le parezca más adecuado, pero esta opción puede modificarse manualmente mediante Seleccionar unidad, en el menú de la izquierda. Obviamente, deberás tener conectado el disco USB, si fuese el caso, para poder seleccionarlo.

Otras opciones configurables son la frecuencia con la que se copiarán los archivos (10 minutos, 1 hora, una vez al día…), cuanto tiempo se conervarán las copias antiguas (para siempre, algunos días, lo que sea…) y si se copiarán todas las bibliotecas de archivos personales o sólo algunas. Y acá vale una aclaración: Historial de Archivos sólo permite copiar las Bibliotecas (imágenes, música, documentos, videos) y el escritorio. Entonces, si tenemos archivos de trabajo alojados en una ubicación diferente (por ejemplo, C:\TRABAJO), simplemente habrá que reconfigurar alguna de las bibliotecas (por ejemplo Documentos) para que en ella se incluya nuestra carpeta. Luego, incluyendo la biblioteca Documentos en el Historial de Archivos, tema resuelto.

Si hubiésemos elegido mantener nuestro Historial de Archivos en una unidad de red o un disco USB que no siempre esté disponible, no hay problema. Historial de Archivos funcionará igual, manteniendo las copias en un caché temporal dentro del disco local. O sea que continuará haciendo las copias necesarias, pero una carpeta de nuestro mismo disco hasta que detecte que la unidad de copia esté nuevamente disponible y entonces moverá los archivos a su ubicación definitiva.

Al igual que otras tareas de mantenimiento en Windows, el sistema evalúa el uso que se está haciendo del procesador y el disco para aumentar o disminuir la prioridad que le da a la tarea de copia, de modo que no notarás una disminución en la performance de la computadora aún cuando hayas configurado una frecuencia breve (10 minutos?) para el Historial de Archivos.

A partir de ahora, si perdes tus archivos importantes, es tu culpa.

 

 


Buscar en JADM

Biblioteca